A Deeper Understanding, el nuevo álbum de The War On Drugs


El nuevo proyecto de Adam Granduciel repite la fórmula ya exitosa de Lost In The Dream pero de forma menos melancólica y personal

A pesar de lanzar el primer single “Thinking Of A Place” a mediados de abril, no sería hasta el 1 de junio cuando la banda estadounidense detallaría la fecha de lanzamiento del cuarto álbum de estudio. A Deeper Understanding es un ejercicio perfectamente medido donde se mezclan sonidos rock, country-rock y principalmente americana.

Debo comenzar esta reseña destacando que la banda originaria de Philadelphia no es para todos los gustos. Quizá sean sus temas de duración prolongada, quizá lo sea reproducir sonidos más propios de hace cuatro décadas, pero la realidad es que quien busque música accesible no comenzará por los de Pennsylvania. La banda liderada por Adam Granduciel (en su origen también integrada por Kurt Vile) crea un rock anacrónico, ambiental y con fuertes influencias de artistas como Tom Petty, Bob Dylan o Bruce Springsteen. No obstante, dicho lo anterior, puede que se trate de su disco más fácil de digerir hasta la fecha.

(Adam Granduciel, líder de la banda, por NME)

El álbum comienza con el tema “Up All Night”, una pieza de seis minutos de duración y de lo más sorprendente. La banda introduce un piano acompañado de elementos electrónicos de lo más frenéticos pero manteniendo un sonido propio. Parece que dicha canción podría ser el inicio de un nuevo giro en lo musical para los de Philadelphia pero nada más lejos de la realidad. En el siguiente tema, “Pain”, volvemos al sonido característico de la banda, un rock de lo más ambiental, en una mezcla de sonidos exquisita y perfectamente ejecutada. Un tema que te traslada desde su inicio a otros tiempos, creando una atmósfera épica y acompañados por unos riffs de guitarra excelsos.

En los siguientes dos temas, “Holding On” y “Strangest Thing”, nos encontramos con un sonido americana más clásico, aunque ambas canciones difieran en la rapidez y ritmo. Mientras el primero de ellos es más armonioso y dinámico, el segundo se muestra más melancólico y lento, pero no por ello peor. En ambos aparece ese constante sonido de sintetizadores que completa la rica producción de la que goza el disco.

En la segunda mitad del álbum la banda sigue por la misma senda, un rock de lo más heterogéneo que se mueve por todo tipo de influencias. De dicha parte destacaré dos temas: “Nothing To Find” y el single “Thinking Of A Place”. El primero de dichos temas se distancia del resto con un órgano con un sonido serpenteante y la voz de Adam empastando a la perfección. El segundo es una pieza de once minutos de duración con un sonido mucho más lento pero que no llega a resultar tedioso. Una canción más personal que casi parece un viaje de larga distancia a través de momentos del pasado de Adam.

En definitiva, A Deeper Understanding es un álbum ciertamente continuista con el sonido del venerado Lost In The Dream (2014) pero sin alcanzar ese punto desgarrador y personal de este. Se trata de un proyecto perfectamente ejecutado, donde cada sonido esta medido y calculado consiguiendo crear un ambiente del todo épico y fantástico.

FOTO: Readdork