Chet: “Calidoscopi es el amalgama de muchos elementos”


A pesar de que no les molan las etiquetas, Chet reconocen que su música se encuentra a medio camino entre el indie, el folk, y el pop, aunque también presenta matices de bossa nova, acordes de jazz y canción de autor. Un calificativo que les han otorgado en algunas ocasiones, y que a ellos no les desagrada es el de “indie folk sofisticado”, haciendo hincapié en la elaboración de los arreglos de sus canciones.

Su nombre deviene un homenaje al trompetista de jazz Chet Baker, y a pesar de que consideran que el músico no les ha influenciado estilísticamente, sí que les ha inspirado su manera de entender las canciones: destacan la tranquilidad y armonía que transmite su concepción minimalista pero con sentimiento –Chet Baker solía interpretar pocas notas, algo poco habitual en el mundo del jazz, pero lo hacía con una delicadeza especial–. El leitmotiv de la banda sería aquello de “menos es más”.

Hace unos días, con motivo de la reciente publicación de su primer trabajo de larga duración, tuvimos la oportunidad de hablar con tres de los cinco componentes de Chet: Toni Jiménez –guitarrista, cantante y compositor–, Olalla Wallin –violinista y cantante– y Oriol Fernández –teclista–. A continuación os dejamos con sus respuestas.

¿Qué es lo que buscáis transmitir con Calidoscopi, vuestro primer largo?

Toni: El amalgama de muchos elementos: para empezar de idiomas –ya que hay canciones en catalán y en castellano–, también de estilos –puesto que hay algunas más tirando a pop-folk o pop-rock, y algunas más tirando a la canción de autor e incluso country-folk, así como de temáticas –hay algunas más introspectivas, otras canciones más triviales dijéramos, alguna de ciencia ficción… Hay una mezcla de muchas cosas dentro del disco.

Ahora sí que soy biligüe de verdad, no porque hable las dos sino porque pienso en las dos.

Has mencionado lo de que tenéis canciones en ambos idiomas, catalán y castellano. ¿Qué es lo que os hace decidir si una canción la escribís en un idioma u otro?

Toni: Yo es que creo que tienes que escribir en el idioma en el que piensas, porque sino suena un poco artificial. Es como componer en inglés: a mí la mayoría de música que escucho es en inglés, pero yo no tengo un inglés de “advanced”. Salí de EGB pelao y ya está, sin extraescolares. [risas] Y siempre escribía en castellano porque mi lengua materna es el castellano y con mi familia hablo en este idioma. Casi todas mis relaciones son en castellano, pero desde que nació mi hijo pues le hablo en catalán, no sé por qué lo hice, quizás para que no fuera un “charnego” como yo. Y entonces desde ese momento empecé a pensar a veces en catalán, y así salieron varias canciones en catalán. Siguen saliendo la mayoría en castellano, pero me gusta que esté ahí el catalán. Ahora sí que soy biligüe de verdad, no porque hable las dos sino porque pienso en las dos. Bueno, ¿es una teoría mía eh?

[Guillermo Ayora, cantautor que se encontraba por ahí durante la entrevista con Chet no pudo evitar exclamar: “Es una buena respuesta tío.”]

el disco se llama Calidoscopi por una canción que es un descarte, fue una especie de homenaje a ese tema

¿Hay alguna canción que finalmente se quedara fuera del álbum?

Oriol: Sí, de hecho, el disco se llama Calidoscopi por una canción que es un descarte, fue una especie de homenaje a ese tema. Además nos servía para describir el hecho de que en el disco se incluyan tantas temáticas y estilos distintos.

Hablando un poco sobre el futuro… ¿Qué planes tenéis?

Toni: Actualmente el principal plan de futuro es hacer de esta gira algo bonito y orgánico. Que la banda crezca junto a las canciones y el público que nos viene a ver. Estaremos girando durante todo este año, amplificando al máximo la señal para que se oigan bien las canciones de este disco y se conozca el proyecto en lugares todavía sin pisar. La idea es hacer salas, teatros, pequeños formatos y festivales que puedan ir de la mano con el proyecto. Lugares con encanto que sumen. El primer concierto de la gira fue en el teatro Cal Ninyo de San Boi agotando todas las entradas, volveremos a jugar en casa el 6 de abril en la Sidecar, pero el resto de la gira tenemos que estar haciendo carretera y dando a conocer nuestro material.

Una pregunta un tanto más profunda… ¿Nos podríais confesar algún sueño que tengáis como grupo?

Todos: Telonear a Andy Shauf cuando venga a Barcelona.

Hablando sobre festivales… ¿Soléis ir de festival?

Toni: Sí, hemos tenido épocas, yo antes iba mucho, luego no tanto, y ahora me estoy volviendo a enganchar.

Oriol: Somos muy consumidores de música, y solemos ir a muchos conciertos, somos activistas en toda regla.

¿Y qué es lo que más os gusta de los festivales? ¿Qué destacaríais?

Oriol: Que puedes ver a grupos que no conoces…

Toni: Sobre todo los descubrimientos.

¿Hay algo que no os mole de los festivales?

Olalla: Cuando hay demasiada gente.

Toni: Todo el tema de infraestructura también, las contingencias, todo lo que se escapa de escuchar el concierto… Aunque ahora mola porque los festivales se lo están currando mucho con las caravanas, las zonas paralelas al festival…

Oriol: También hay mucho festival en ciudad, algo que te permite no tener que quedarte de acampada.

Estábamos en un camping, y me dijeron “oye, que ha llegado un mail de un tal José González”.

¿Sabríais decirme cuál es el festival más único al que habéis estado nunca?

Todos: El que más nos mola de aquí es el Vida.

Toni: A mí me gustaría estar en uno que se llama “Best Kept Secret” en Holanda, he visto vídeos y parece espectacular.

Oriol: ¡Este año vamos!

Toni: ¡Venga!

Ya para terminar, ¿os gustaría compartir alguna anécdota con nuestros lectores?

Toni: Así como anécdota que nos haya pasado, cuando tocamos en el Afónica (Banyoles) interpretamos una cover de José González y el tío nos envió un mail, un mail de José González directamente a Chet: “Eh chicos, ¿cómo estáis?, ¿venís al concierto? Os pongo en lista.”

Oriol: Nosotros actuábamos en un escenario pequeño y él actuaba en el escenario bestia.

Toni: Estábamos en un camping, y me dijeron “oye, que ha llegado un mail de un tal José González”.

Olalla: Empezamos a bromear, y luego resultó que era verdad.

Toni: Cuando llegamos al festival nos pusieron la alfombra roja los organizadores, “oye, ¿vosotros sois los que ha invitado Jose? cuando acabe el concierto veniros a hablar con él”. Fue un puntazo.

¡Muchas gracias Chet!

No os perdáis el increíble videoclip de su pieza “El Pasante de Arte y la Profesora de Latín”, realizado de forma artesanal y editado por Olalla Wallin, la violinista y cantante del grupo. Lo podéis encontrar al principio de este artículo.

Imagen destacada: Página de Facebook de la banda