La M.O.D.A en Sevilla es una maravilla


La M.O.D.A cumple el pronóstico de su álbum Salvavida (de las Balas Perdidas) y rescata la noche del jueves en Sevilla.

La noche del pasado jueves la Maravillosa Orquesta Del Alcohol presentaba en Sevilla su último trabajo, Salvavida (de las Balas Perdidas). Después de una hora de espera desde que se abrieran las puertas de la Sala Custom, por fin empezaba a sonar la intro a piano de ‘Nubes Negras’ dando paso a Alvar, Caleb, Jose, Jorge, David y Jacobo, todos, como ya es tradición, equipados con camiseta blanca de tirantes y pantalón negro. Tras la euforia del primer tema y con ‘Mil Demonios’ sonando, el vocalista demostraba su devoción por lo que hace parando el concierto debido a un fallo con el sonido de la guitarra, apelando que no podía seguir el tema porque no escuchaba bien su instrumento. Una vez solucionado y con el público entregado, llegó el turno de tocar y construir en armonía sus ‘Catedrales’, donde la banda se presentó al público sevillano y demostraron con palabras -porque con su música ya lo estaban haciendo-, las ganas que tenían de estar ahí.

Fotografía: Marta Patrón
Jorge al bajo de la M.O.D.A

Como bien anunciaba David con su grito de guerra, tocaba el turno de que todos ‘Los Hijos de Johnny Cash’ presentes saltaran con ‘O Naufragar’, donde el vocalista demostró reflejos de águila esquivando una camiseta tirada desde el público. ‘Cualquier día me dais un disgusto’, compartía en redes. Entre las dos horas que duró el concierto, uno de los pocos descansos fue el momento que dedicaron para hablar brevemente de la importancia de la manifestación feminista que había tenido lugar momentos antes en toda España. Pero no necesitaron un discurso extenso, ya que, como afirmaron, todo lo que tenían que decir lo estaban plasmando en lo que tocaban.

Con más de una camisa llena de sudor y el suelo de la sala lleno de cervezas consumidas, se acercaba el ecuador del concierto y sonando ‘Vasos Vacíos’ donde la banda sorprendía invitando a Albertucho o más conocido como Capitán Cobarde para cantar juntos la última parte del tema. Pero esta no fue la única sorpresa de la noche, ya que la banda al ver a la Custom casi llena de fans provenientes de diferentes ciudades españolas y al ser esta la única parada andaluza antes del No Sin Música, anunciaron que el 22 de septiembre volverían a la capital hispalense para el Passion Festival.

Fotografía: Marta Patrón
David, vocalista de la M.O.D.A

La presentación de este Salvadida (de las Balas Perdidas), no estuvo sola porque la banda consiguió poner sobre las tablas casi al completo su discografía, tocando con energía y pasión temas como ‘1932’, ‘PRMVR’, o ‘Hay un Fuego’ que fue introducida a capela entre el vocalista y el público. Pero, uno de los momentos más especiales llegó con casi el final del concierto, cuando David se quedó solo acompañado de su guitarra para poner voz a la gran crítica que es el tema ‘Campo Amarillo’. Con toda la banda de vuelta, se introdujeron en las últimas canciones de la noche que serían ‘Nómadas’, ‘Gasoline’ y ‘Héroes del sábado’ tocadas una tras otra casi sin respiración con un público incansable.

La banda, recientemente nombrada finalista para el premio a mejor álbum del año en los Premios de la Música Independiente, ha creado un tercer álbum que les está trayendo muchas alegrías, porque no todo el mundo hace sold out tres noches seguidas en La Riviera. Ellos, con esta gira están demostrando que cada ciudad es un mundo y que pueden tocar en cada una de ellas con la misma energía y pasión. Por esto mismo, paso a paso, se están ganando que todos los hijos desparecidos de Johnny Cash nos queramos quedar a vivir en ese instante que son sus conciertos.

FOTOS: Marta Patrón